Anquilosis Dental: Signos, causas y tratamiento

La anquilosis dental hace referencia a una extraña condición que se caracteriza por la fusión del diente con el hueso alveolar, lo que dificulta tanto su erupción como su movimiento dentario; de igual manera, altera la oclusión y puede tener consecuencias en todo el sistema oral. Su influencia en la población es desconocida.

Esta afección puede ser perjudicial en la dentición temporal o permanente en cualquier fase de su desarrollo, llegando a conducir a la inmersión dentaria. Es posible apreciar una cantidad indeterminada de dientes afectados.

Luego del desarrollo dental, se paran los cambios adaptativos. Durante el crecimiento infantil, los dientes que poseen un aspecto anquilosado se sumergen como si no parecieran afectar a los dientes contiguos. Dicho proceso se da mientras que el hueso alveolar continúa desarrollándose de forma oclusiva.

Consecuencias de la anquilosis dental

Pérdida del molar permanante: Debido a caries y a diversas enfermedades periodontales, la anquilosis dental puede llevar a la pérdida del molar en retención, así como a la de los dientes colindantes.

Deforma la estructura esquelética facial: La cara se hace más corta (pérdida de la altura de la mitad inferior del rostro, prognatismo mandibular relativo y mordida abierta posterior.

Altera la estética dental: Si bien una de las características de la oclusión ideal es una sonrisa nivelada, amplia y continua, esto no sucede con la anquilosis que ocasiona falta de uniformidad en la dentadura.

anquilosis dental con brackets
Diente permanente con trauma dental y subsecuente anquilosis. Estética dental alterada

¡Cuidado con las infecciones!

Una infección, inflamación o traumatismo pueden ser los factores desencadenantes de esta afección. Los exámenes clínicos y las pruebas de rayos-X conforman el método principal para su diagnóstico.

Se recomienda llevar un control que incluya la extirpación de dientes anquilosados para asegurar un buen desarrollo y aparición de dientes definitivos. De manera que, la cirugía da paso a dejar al descubierto los nuevos dientes, aparte de conservarlos y recolocarlos.

Signos de la anquilosis dental

La anquilosis dental es una anomalía, en la que se observa la pérdida de continuidad del ligamento periodontal, provocando que haya una unión en el hueso alveolar con el cemento o dentina.

Un puente óseo provoca la obliteración de los ligamentos periodontales y la base del diente se fusiona al hueso alveolar. Esta afección puede perjudicar la dentición de leche o la permanente en cualquier momento de su desarrollo, conduciéndolo a la inmersión dentaria.

Lo que no permite el proceso eruptivo normal y el crecimiento vertical óseo del diente anquilosado, mientras que los dientes adyacentes siguen su proceso de erupción y crecimiento alveolar normal.  

Esta circunstancia provoca que el diente alterado se halle por debajo del plano oclusal, dando la impresión de estar sumergido. Después del desarrollo dental, se detienen los cambios adaptativos.

La anquilosis es casi exclusiva de la dentición primaria y su prevalencia varía entre 1,3 y 8,9%, presentándose con mayor frecuencia en los primeros molares primarios inferiores.

anquilosis dental

Su origen exacto se desconoce, aunque existen diversas teorías en cuanto a la etiología de esta alteración, una de ellas es el factor genético y la perturbación del metabolismo local del ligamento periodontal.

La presencia de anquilosis puede favorecer el desarrollo de distintas alteraciones en la dentición, como la pérdida del perímetro del arco, inclinación de dientes adyacentes, pérdida de espacio y alteración al momento de masticar, etc.

Durante el crecimiento infantil, los dientes de aspecto anquilosado se sumergen como si no parecieran afectar a los dientes contiguos. Esto hace que el hueso alveolar prosigue desarrollándose de manera oclusiva.

Consideraciones

Por ello es de gran importancia el diagnóstico clínico y radiográfico para la ejecución de un tratamiento oportuno para prevenir el desequilibrio oclusal. Las opciones terapéuticas para la anquilosis dentoalveolar son controvertidas, y la decisión del tratamiento está orientada hacia hallazgos clínicos y radiográficos, en las implicaciones clínicas y en la severidad de la inclusión.

Causas

Algunos factores que pueden ser los responsables del desarrollo de la anquilosis dental son:

  • Haber padecido procesos infecciosos dentales que, asimismo, han perturbado al diente y el hueso de la mandíbula.
  • Anormalidad en el metabolismo óseo y concreto de la mandíbula.
  • Agentes hereditarios. Tener antecedentes familiares de anquilosis dental ya que esta afecta al desarrollo correcto de los tejidos dentales.
  • Tener hábito desaconsejable de ejercer presión con la lengua sobre una pieza dental y la encía-hueso que rodea a esta.
  • Aparición de un espacio entre las membranas que rodean el diente.
  • Haber sufrido un golpe o traumatismo dental fuerte sobre una pieza dental y la zona de esta.

Y aunque no se conozca su etiología, se puede decir que la anquilosis es el resultado de la predisposición genética. Es decir, se hereda mediante una transmisión autosómica-dominante. La incidencia familiar de esta ha sido observada en diversos círculos familiares.

Tratamiento para la anquilosis dental

La medida que tome el dentista en cuanto al tratamiento más adecuado para la anquilosis dental, estará influida por las consecuencias clínicas que puedan derivarse de la misma y no menos importante el tipo de dentición involucrada -temporal o permanente-.

Siempre primero la prevención

Los tratamientos en la actualidad son varios y simples. Lo primero es estar orientado en la prevención de la anquilosis dental. La intervención temprana del odontopediatra es capaz de detectar anomalías en el desarrollo dental. Este paso es esencial para prevenir problemas que la anquilosis puede llegar a provocar en la oclusión dentaria.

En dientes decíduos o temporales

Los también llamados “dientes de leche” son los que con más frecuencia se anquilosan, siendo las piezas inferiores las más comunes con este problema. Dependiendo de la edad del niño, generalmente se requiere un estudio imagenológico detallado y establecer la cronología de erupción para poder plantear el tratamiento.

Caso A: Si el diente es temporal y no tiene un sucesor permanente y el inicio del problema es temprano, por lo que la “inmersión” es una amenaza. El tratamiento implica la extracción y el mantenimiento del espacio.

Caso B: Si el diente anquilosado es permanente y el inicio es temprano, el diente debe ser luxado o quirúrgicamente aflojado. Si la luxación repetida resulta ineficaz, se debe extraer el diente. No se le debe permitir “hundirse”.

Caso C. Si el inicio de la anquilosis es tardío, el diente permanente debe ser luxado. Si el intento no tiene éxito y el diente no se “hunde”, se puede utilizar para cementar una corona dental en la etapa adulta.

Mantenedor de espacio antes
Mantenedor de espacio instalado
Mantenedor de espacio después
Erupción favorable

En dientes Permanentes

La anquilosis de los dientes permanentes se da más por traumas o golpes; no obstante, también puede haber casos con dientes permanentes anquilosados producto del mal tratamiento de los diente decíduos. En estos casos luego de la evaluación radiográfica se puede plantear la luxación y “extrusión” por medio de la ortodoncia.

solución a la anquilosis con ortodoncia

Implante dental

En casos donde la anquilosis sea sobretodo en dientes permanentes una opción es la colocación de implantes dentarios, para luego del proceso de oseointegración se pueda rehabilitar con una corona protésica estética y funcional. La planificación de este tratamiento debe ser meticuloso y recomendable cuando las demás técnicas de tratamiento han fracasado.

Recomendaciones:

La evaluación semestral debe formar parte de nuestros hábitos saludables. Recomendamos llevar a su niño desde los 6 años de edad para un chequeo integral y detectar no sólo problemas de erupción dental, sino alteraciones que podrían complicarse con la edad.

Fuentes:

Open access text

Gracias por compartir 😉

Sobre el autor:

Dra Mercedes Daza

Dra Mercedes Daza

Es Cirujano Dentista de profesión, ha realizado diferentes cursos de actualización y cuenta con un post grado en estética dental.

¿Te gustó este artículo?, estos podrían interesarte:

Deja un comentario

×